Buscar
23:00h. Miércoles, 17 de Octubre de 2018

IDEOLOGÍA Y GESTIÓN

"Pasando al fondo que hay lugar" (por Mauricio Silvera)

Uno de los cuplés más comentados del pasado Carnaval, fue el de la murga La Mojigata. En el mismo se expresaba, con un humor muy inteligente, cómo los gobiernos muchas veces traicionan sus ideologías en pos de una gestión o como a veces la ideología es un obstáculo para la gestión.

El último aumento en el precio del boleto en Montevideo no escapa a esta realidad y se enmarca en una realidad que continuamente entrevera ideología y gestión. En la campaña electoral se nos prometió, más allá de que el precio del boleto podría llegar a bajar, una gestión a fondo del sistema de transporte público. Pero la fiera se comió al domador y solo hemos visto parches y mucho marketing a la hora de hacer declaraciones.

Insisto en lo expresado en artículos anteriores ¿para cuándo la mejora en las condiciones de viaje? Si se recibe un servicio acorde a lo que se paga, se evitan los conflictos que nuevamente se están desatando entre trabajadores del transporte y los pasajeros (lamentablemente ya ocurrieron hechos de violencia).

Los trabajadores del transporte no entienden tampoco el aumento, que es superior a sus propios aumentos de sueldo. ¿La diferencia a dónde va? ¿Se va a guardar para cubrir futuros déficits? ¿Se va a decir cuánto dinero es y en dónde está guardado? No voy a sacar conclusiones apresuradas, ojalá el tiempo me “tape la boca” y estemos ante una medida de gestión realmente madura.

Subsidios, subsidios… según varios trabajadores del transporte con los que he conversado, si se quitaran los boletos de una hora y dos horas y se eliminaran los pases libres, el boleto saldría $ 15; lo que haría que tomar 2 ómnibus (el equivalente a un boleto de una hora) salga más barato que en la actualidad. ¿Pero quién da marcha atrás con la ideología de los beneficios sociales?

Como he dicho en anteriores oportunidades, se impone una revisión de la gestión, sin dejar de lado la ideología, pero una revisión de quiénes, por qué y cómo deben movilizarse las personas en Montevideo y quiénes deben pagar (total o subsidiado) el costo de la misma. También qué clase de empresas y en qué condiciones para sus trabajadores y pasajeros deben prestar el servicio.

Gestionar mejor la ideología, para tener una ideología de la gestión.

Me bajo en la que viene, nos vemos en el próximo viaje.